Surún Hernández crear el caos y no es transparente en escogencia de la comisión electoral para los comicios del organismo

El candidato a la Presidencia del Colegio de Abogados, Juan Rivera manifestó la gran incertidumbre que reina en la comunidad jurídica por la falta de una Comisión Electoral que organice las elecciones. Al tiempo que responsabilizó al presidente del organismo, Miguel Surún Hernández, de crear confrontaciones faltando solo 43 días para las elecciones y de no haber permitido la escogencia de la comisión electoral de forma transparente en franca violación a la ley.

El doctor Juan Rivera explicó que conforme la ley, la comisión electoral debió ser conformada en el mes de febrero pasado, por lo que esa negativa del actual presidente de la entidad es interpretada por los sectores importantes de la abogacía nacional como una provocación para que la confrontación y el caos impida la realización de las elecciones el próximo 7 de diciembre y posibilite la continuación de facto al actual presidente al frente del CARD.

Rivera recordó que el artículo 16 de la ley 3-19 expresa de forma taxativa que el actual presidente no puede postularse para un período adicional y por esa razón Surún Hernández ha puesto en marcha un plan para el boicot de las elecciones, negando a cumplir con el mandato del artículo 35 de dicha ley para la escogencia de la Comisión Electoral en el mes de febrero pasado y manteniendo en el más absoluto secreto todo lo relativo a los preparativos de las elecciones.

Enfatizó que en toda la historia Electoral del Colegio de Abogados ningún presidente había llegado a los actuales niveles de irresponsabilidad caracterizado por un verdadero secuestro del proceso electoral. “Es inconcebible que faltando tan poco a la abogacía nacional no se le haya informado quienes son los integrantes de la comisión electoral, cuáles son los reglamentos que regirán, cual es el padrón electoral que se utilizará”.

La sociedad dominicana y en especial la comunidad jurídica debe estar vigilante ante esta seria amenaza a la institucionalidad del Colegio de Abogados y unirse al reclamo de la realización de unas elecciones democráticas transparente el próximo 7 de diciembre, y así evitar que el ambiente de confrontación y el caos vuelva por sus fueros al Colegio de Abogados y lo haga retroceder a épocas que creíamos superadas. El Colegio de Abogados no puede sucumbir por las ambiciones personales continuistas de un dirigente que ya agotó su ciclo, apuntó.